Cómo dejar solos la marihuana

Si te das cuenta que la marihuana te tiene atrapado y que ya pasó a sustituir a tus amistades, a tus hobbies y que te está llenando el tiempo libre, es justo el momento para decidirte a dejarla y tomar el control de tu vida de cualquier manera, sea de improviso o gradualmente.

Adult Bum Smoking a Spliff

Si estás buscando una ayuda para dejar atrás este vicio, estás en el lugar justo, desde nuestro blog te vamos a ayudar con consejos.

Dejar la marihuana de improviso:

Es una de las maneras de decidirse a deja r la marihuana. Vas a

tener que decidirte a tirar todo, la marihuana, todos los implementos que usás para fumarla. Eso hará que la tentación sea menor. Todo, desde encendedores, fósforos, papeles, pipas, contenedores. Vaciá los bolsillos y asegurate de no olvidarte nada. Tirá en el inodoro la marihuana que te quedó, porque si lo hacés en el tacho de la basura podés tener la tentación de volver a agarrar.  Tirá todo lo que te puede inducir a fumar desde un poster en el dormitorio hasta el videogame. Aunque parezca exagerado es mejor tomar ese tipo de medidas que caer nuevamente porque dan ganas de fumar. Y desde ya hay que borrar el celular o el contacto de quién te vende la marihuana.

Pedir ayuda si es necesario:

Es bueno que te sientas contenido por familiares y amigos, por eso es importante que confíes en ellos y que les digas tu decisión de dejar de fumar marihuana para que te puedan ayudar.

Si estás en un grupo que fuma aclará que no pretendés de que dejen de fumar sino que no te inciten a hacerlo. Que no te ofrezcan. En caso que no te ayuden podés evaluar realmente si esa compañía te sirve. Es mejor que te decidas por otras amistades, que aunque es otra medida drástica, la vas a tener que implementar muy posiblemente.

Hay que buscar encontrar actividades que sustituyan el deseo de consumir:

Es necesario que urgente busques utilizar tu tempo en un hobby o un deporte. Eso te servirá de distracción para no recaer. Sirve para distraerte y no caer en el vicio desde tocar la guitarra, nadar, cocinar, leer, hablar con amigos por teléfono, pasear al perro, charlar con familiares o amigos, pasear, etc.

Cambiar hábitos es importante:

Además de buscar otras actividades es bueno cambiar las costumbres, la rutina cotidiana para no sentir la falta de la marihuana. Podés modificar la rutina de trabajo o de la escuela, podés ir por calles diferentes, comer cosas que no comías normalmene, ir a estudiar pr ejemplo a una biblioteca o a un parque en vez de quedarte encerrado en tu cuarto donde antes fumabas.

Hay que afrontar la abstinencia:

Si bien la abstinencia dura un período determinado, seguro que vas a tener que pasarla! Por eso es importante estar preparados para afrontarla. Generalmente aparece a los pocos días de dejar de consumir para durar una o dos semanas. Los síntomas varían, pero por lo general se presenta somnoliencia, disminución del apetito, ansiedad, irritabilidad y hasta puede suceder que se manifieste cierto aumento de la temperatura corporal. Sin dudas vas a tener cambios de humor y llegar a tener hasta nauseas, pero….todo pasa al cabo de pocos días. Superado esta fase….estás cerca de liberarte de esa sustancia.

Antes o después tendrás ganas de fumar, no te queda otra que controlarte y tratar de no caer en la tentación. Para romper con la costumbre de fumar marihuana se necesitan unas tres semanas, si lográs resistir …casi estará controlado. Al mes ya tendrías que estar libre de tu dependencia.

Dejar la marihuana gradualmente:

Es otra opción.Vas a tener que hacer un calendario con el objetivo final y el paso a paso. Tendrás que señalar la cantidad que vas a fumar cotidianamente y respetar esa decisión.  El calendario tenés que tenerlo a la vista para recordarte siempre las cantidades estipuladas.

En el calendario desde ya tendría que estar un plan de reducción de consumo con finalmente la fecha que vas a dejar. Hay que respetar si o si lo que se estipuló. Podés anticipadamente preparar las cantidades o dosis que vas a consumir y cumplirlo como si se tratase de un remedio.

Desde ya que los consejos dados anteriormente de buscar actividades de distracción siguen siendo igual. Hay que buscar apoyo familiar y de amigos, tener hobby o practicar deportes, tener actividad social, a mayor cantidad de actividades posibles como para sentirte ocupado y con la mente en otra cosa.

Siempre tener presente el objetivo: dejar de fumar marihuana y nunca perderlo. Podés hacer mientras una lista de las motivaciones que te pueden conducir a dejar ese vicio y leerlas y tenerlas presente.

Ayuda profesional:

Muchas veces no se puede superar solo y se necesita una ayuda profesional. Un psiquiatra podrá ayudar farmacológicamente si ya has intentado dejar solo sea instantáneo o gradual sin poder hacerlo. Descartamos el hecho de que hay que estar convencido de dejar la marihuana. Un psicólogo especializado en este tipo de adicción también te ayudará a definir cuáles son las causas que te llevan a hacerlo y te dará la terapia adecuada para superarlo. Hay muchos tratamientos eficaces. También podés asistir a grupos de terapia, los hay gratuitos y contienen mucho a las personas que lo necesitan. Podés averiguar que organismos funcionan en la zona donde vivís.

Acudir a un Centro de desintoxicación si nada funciona:

Si nada te da resultado y no podés controlar la dependencia a la marihuana podés recurrir a un Centro de Desintoxicación o Rehabilitación. Es larga y costosa pero es una posibilidad si no te dan resultado otras maneras.

marihuanagraf16

Loading Facebook Comments ...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*