Cómo dejar de tomar gaseosas: Consejos para incorporar hábitos saludables

Las gaseosas están en todas partes! Incluso si quieres beber algo más, es difícil encontrar otras opciones en las máquinas expendedoras, en las cadenas de comida rápida, y cajas de los supermercados. Es posible que no nos demos cuenta de la presencia de las gaseosas en nuestra sociedad hasta que se intenta dejar de beberlas.

gaseosa.jpgí

Para algunas personas, el consumo de varias gaseosas al día es un hábito feroz, por eso desde nuestro blog queremos dejar algunos consejos y opciones para incorporar hábitos saludables y poder dejar las gaseosas de lado.

Razones para dejar:

Las razones para dejar de beber gaseosas son abundantes. Tanto si deseas reducir las calorías vacías y azúcares añadidos, consumir menos edulcorantes artificiales, dejar de depender de la cafeína, o incluso ahorrar dinero, abandonar las gaseosas es un gran lugar para comenzar.

¿Por qué deberías dejar de consumir gaseosas?

El mayor riesgo para los consumidores de gaseosas regulares es el exceso de calorías. Las calorías en las gaseosas regulares vienen totalmente del azúcar añadido, y no se obtiene ningún valor en términos de vitaminas o minerales, o incluso carbohidratos de buena calidad.

El sodio también puede ser la causa de otros tipos de daño. Los estudios han demostrado que su consumo está relacionado con la caries dental y la diabetes, y también parece ser malo para los huesos. Puede tener algo que ver con el fósforo, o podría ser que las personas beben refrescos y gaseosas en lugar de otras bebidas como la leche–que tienen los nutrientes necesarios para la salud de los huesos.

gaseosa

Alternativas:

¿Qué beber en lugar de las gaseosas?

El agua es menos costosa y una opción más saludable que tiene menor impacto ambiental y social. Unas rodajas de naranja, limón o menta fresca hacen del agua una sabrosa alternativa.

Si el agua no es lo tuyo aquí hay algunas opciones mejores en función de la hora del día:

  • Si estás buscando un sustituto con cafeína por la mañana, trata con café o té.
  • A la hora del almuerzo, prueba limonada casera o té helado.
  • Por la tarde, té descafeinado o recién exprimido o jugos de frutas de origen local son deliciosos.
  • Por la noche, ¿por qué no optar por una cerveza o una copa de vino?

gaseosaproh

Pasos a seguir si deseas dejar de beber tanta gaseosa:

  • Decídete: tienes que tomar la decisión a renunciar a ella. Incluso si usted estas tratando de reducir su consumo, es importante tomar un compromiso firme para que esto ocurra.
  • Empieza por cambiar a las gaseosas de dieta: poco a poco, hacer el cambio a los refrescos de dieta. Sólo hacer una pequeña disminución a la vez, como una gaseosa azucarada al día. Si estas bebiendo mucho más de un refresco al día, comienza disminuyendo la cantidad de refrescos que bebes.
  • Explora alternativas sabrosas: una vez que comiences a cortar la gaseosa, vas a querer reemplazarla con otros líquidos. Si el agua te resulta aburrida, comienza a explorar las maravillas de agua con gas. La mayoría de las veces las bebidas carbonatadas con un chorrito de jugo pueden hacer maravillas Arándano, naranja o cualquier otra mezcla 100% jugo de frutas puede hacer toda la diferencia. Otra alternativa de refresco es condimentar agua agregando rodajas de pepino, bayas, cítricos, menta fresca o limón.
  • Adopta una política No GASEOSAS: por ejemplo, si no es en tu casa no se puede beber! Este cambio ayuda a recortar las cantidades de gaseosas. Aquí están algunas otras ideas “No gaseosa”: en el trabajo, en el campus, en los viajes, antes de 17:00, en los restaurantes, etc.
Loading Facebook Comments ...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*