Cómo dejar de ser un comprador compulsivo y saber controlarme

Sin dudas las compras compulsivas son un verdadero problema ya que pueden ser una adicción como otras, por ejemplo las drogas, el alcoholismo, el juego, etc. Si estás leyendo este artículo seguramente estarás preocupado/a por las compras innecesarias a las que caes y buscás un consejo para revertir esa situación.

compra-compulsiva

¿Sos comprador compulsivo?

Hay situaciones que se consideran normales y otras que pasan a ser compulsivas. Comprar puede convertirse en un verdadero problema. Pasa a ser una adicción cuando las compras afectan al funcionamiento familiar, laboral, económico. Cuando se pierde demasiado tiempo en pensar y planificar lo que se va a comprar, cuando hay excesivo gasto de dinero en compras que por lo general son innecesarias y afecta la estabilidad  tanto económica  como familiar y laboral sin dudas se ha caído en  compras compulsivas.

Compras compulsivas y trastornos psiquiátricos:

compras compulsivas 6

Aunque hay que tener en cuenta que muchas veces la compra compulsiva puede estar unida a trastornos psiquiátricos como:

• Depresión. Lleva a realizar compras para “levantar el ánimo”.

• Manías. Al estar la persona en cierta situación de euforia cae en compras compulsivas.

• Obsesiones compulsivas. Asociado por lo general con sentimientos de angustia, al comprar se sienten mejor por un m omento. Aquí podemos relacionar otros impulsos como el de arramncarse el pelo, la cleptomanía, los ludópatas, el rascado compulsivo, la piromanía, etc.

Otras causas posibles de las compras compulsivas:

Hay varias causas por las cuales una persona cae en las compras sin control, puede ser:

• Debido a problemas de baja autoestima.

• Problemas de ansiedad.

• Por impulsos. Se busca estatus, poder, pertenecer a un grupo, etc.

• Por ser una persona demasiado perfeccionista.

Mecanismos que lleva a las compras compulsivas:

compras

• La persona afectada tiende a tener un impulso de comprar sin control cualquier cosa, incluso sin necesitarla.

• Muchas veces este impulso de compras compulsivas se debe a “herencia familiar”, el padre o madre lo hacía, repitiendo las conductas.

• Hay una sensación de vacío que se busca suplir con la compra. Aunque puede terminar en un círculo vicioso del que es muy difícil salir.

• La persona teme perder esa oportunidad de comprar, ya sea porque es único el objeto o porque está justo en oferta.

• La sensación de “competencia” con otros compradores en el momento en que hay ofertas o rebajas. El comprador busca “ganar” a otros.

Consejos para dejar de comprar compulsivamente:

Comprar compulsivamente es una adicción, así que deberás tratarla como lo que es. Ante todo tendrás que identificarte como comprador compulsivo, luego mentilazarte que querés salir de esa situación. Si verdaderamente las compras compulsivas están afectando tu vida, te dejamos unos consejos que te ayudarán:

• Comenzá a hacer ejercicios para aumentar tu autoestima. Buscá en tu interior que conflictos emocionales hacen que vayas a comprar compulsivamente.

• Dejá de lado la tarjeta de créditos. Acostumbrate a pagar todo en efectivo.

• Cuando salís a comprar algo planéa lo que necesites y no te entusiasmes con otras cosas.

• Tratá de sustituír el impulso de compras por otra actividad: mirar una película, algún deporte, una charla con amigos, etc. Tratá de manejar estas emociones que te desencadenan ir a comprar.

• Buscá compartir tus problemas con alguien, seguramente te apoyará en tu decisión de frenar esta compulsión.

Consejo:

Indudablemente que para cambiar el comportamiento de comprador compulsivo deberemos hacer un cambio interno, especialmente orientado en cómo se ve la persona a si misma y la manera que busca satisfacer sus necesidades.Recordemos la frase “Lo que consumimos termina consumiéndonos” ya que en resúmen tener más cosas en la vida no es que hace más feliz.

Lograr frenar las compras compulsivas será satisfactorio tanto a nivel personal como económico y familiar. Solo se basa en la voluntad!

Loading Facebook Comments ...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*